Escritores de la luna: 31 de julio

20190802_094402_0000.pngComo cada viernes les tenemos los mejores escritos de nuestra noche de escritores de la luna, esperamos los disfruten.

Facebook:

Siempre había estado a gusto con mi soledad, de hecho, me encantaba mucho. En ella había paz y la compañía de un buen plato de comida, un par de cervezas y música de fondo, era todo lo que necesitaba para ser feliz. Sin embargo, cuando lo vi dispuesto a desplegar sus alas para emprender un vuelo del que yo no era partícipe; un nudo en el estómago que me apretaba letalmente el alma, me hizo entender que era realmente especial, completamente diferente al resto, porque ahora, anhelaba con locura compartir mi soledad con él.

Autor: Ronald Bohada Galvan


Instagram:

Le gustaba mucho y quería volver a enamorarlo. Lo venía intentando desde hace casi 3 meses con notitas diarias, pero sentía que faltaba algo más grande para demostrarle que estaba perdida por y en él. Estuvo toda la noche craneándose cuando su teléfono se iluminó y se percató de la fecha: 02/07/19. Ahí tenía su respuesta.

En la mañana, conversaron durante toda la jornada y se pusieron de acuerdo para ver el evento astronómico del año. El plan marchaba de maravilla.

Había llegado la hora, el cielo se oscurecía por completo y en el lugar donde se encontraban, estaban completamente solos. El momento que ansiaba era ese, no tendría una segunda oportunidad y solo contaba con dos minutos. Oscuridad total en el Valle del Elqui. No lo pensó más. Se lanzó sobre él, con sus brazos rodeó su cuello y lo besó lentamente.

Cuando el sol volvió a salir, le susurró al oído: “Te regalo un eclipse”.

Autor: D.J


Instagram :

Como todo, las cosas suelen cambiar y hay veces en las que tienes que viajar solo, que hacerlo solo, porque ese es nuestro instinto, hacerlo sin que nada nos detenga.

Entonces estás pegado a la ventanilla y empiezas a quedarte dormido, comienzas a extrañar viajar con esa persona, al poder caerte en sus brazos, quieres despertarte pero no hay con quien platicar, estás solo entre toda esa gente, el asiento de aún lado a quedado vacío, te acuestas mirando hacia arriba y te empiezas a hundir en tus pensamientos hasta que cae la noche.

Autor : G

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s